Mediterraneoat | ¿Cómo se determina la estanqueidad al agua de una ventana de aluminio?
16290
post-template-default,single,single-post,postid-16290,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-theme-ver-10.1.1,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive
 

¿Cómo se determina la estanqueidad al agua de una ventana de aluminio?

como-se-determina-la-estanqueidad-al-agua-de-una-ventana-de-aluminio

¿Cómo se determina la estanqueidad al agua de una ventana de aluminio?

Las ventanas están diseñadas para proporcionarnos luz natural, mientras que nos protegen de las inclemencias del tiempo como las lluvias pero…

¿Qué es la estanqueidad al agua?

 

La estanqueidad al agua es la capacidad de una ventana cerrada de oponerse a las infiltraciones de agua. La estanqueidad al agua de las ventanas se determina mediante diferentes ensayos según la norma EN 1027 y la clasificación de la norma europea EN 12208. Esta normativa clasifica las ventanas en función de su resistencia al agua, es decir, a la penetración de agua del exterior hacia el interior, teniendo en cuenta las zonas de la ventana que son más propensas a la entrada de agua y humedad.

Las pruebas se realizan cumpliendo la normativa europea y todos los bancos de ensayo y laboratorios tienen que estar homologados para que estas pruebas sean aceptadas.

Ventaja-aluminio-ahorro-energetico-largo-y-corto-plazo

¿Cómo sabemos si una ventana de aluminio es realmente estanca?

Para clasificar las ventanas en función de su estanqueidad se realizan una serie de ensayos y pruebas, los resultados de las cuales dan una tabla de clasificación.

Existen dos métodos de ensayo:

  • Método A: el ángulo del agua rociada sobre la ventana es de 24o y se aplica en ventanas que no disponen de ningún elemento de protección y están situadas a ras de la fachada.
  • Método B: el agua se rocía a un ángulo de 84o y son ventanas que sí cuentan con alguna protección adicional.

Una vez realizado los ensayos se clasifican las ventanas según un índice alfa-numérico, teniendo en cuenta la presión del agua, el método aplicado (A o B), la cantidad de agua en litros y el tiempo de exposición. A mayor número obtenido, mayor será la estanqueidad de la ventana y, por lo tanto, mayor aislamiento tendremos en nuestro hogar.

Todos nuestros productos están adaptados a la exigente normativa nacional y europea a disposición de los profesionales más exigentes del sector. Si necesitas más información sobre los la estanquidad de tus ventanas o quieres que te asesoremos, llámanos o ponte en contacto con nosotros.

 

 

Sin Comentarios

Publicar un Comentario